domingo, 22 de enero de 2017

Cartel 30 años de Hermandad

Este año 2017 nuestra hermandad hará 30 años. A pesar que la formalización y la efeméride no será hasta finales del mismo, durante todo el curso la Hermandad realizará diferentes actividades y eventos para recordar los orígenes, diferentes actos culturales y también actos procesionales.
Hoy 22 de enero se ha presentado en el Teatre Monumental de Mataró, en el marco del VIII Festival Solidario Nuestra Señora de la Esperanza el cartel del trigésimo aniversario.
La autora ha sido Mónica Torralba quién ya realizó el cartel del Jueves Santo 2016.
Cartel del aniversario: El Encuentro.
Sobre fondo nazareno morado y a estilo pop-art, entre otras técnicas pictóricas de diseño, Torralba ha intentado recoger la esencia del mensaje de los titulares de la Hermandad.
Establece los dos perfiles de Nuestro Padre Jesús Nazareno y Nuestra Señora de la Esperanza. Por un lado Jesús impuesto con la corona de la mofa, de espinas, después de ser azotado y portando la Cruz por el Calvario se encuentra con su madre.  El rostro ensangrentado, dolorido, pero de mirada calmada, serena, transmitiendo tranquilidad a su Santa Madre.  Una mirada y rostro profundo que comunica el mensaje: Madre no sufras, todo está escrito.
Por otro lado el rostro de la María, esperanzada, sabiendo ya des del nacimiento de Jesús, tal y como recoge la Bíblia según San Lucas, que estaba contenta tras tener a su hijo pero su corazón estaba afligido. María vive toda la vida de su hijo sabiendo que este momento, este Encuentro va a darse.
Así el cartel recoge este momento del Camino de la Amargura. Un encuentro terrenal, durante la Pasión y que volverá con la Resurrección. María, madre y testigo con mirada sufrida, dolorida, también tierna y llena de Luz de Esperanza.
Y la autora da protagonismo a este momento tan importante en las estaciones de penitencia en esta hermandad que es el Encuentro al finalizar la procesión. Se simboliza este encuentro que al mismo tiempo es despedida.
Torralba aprovecha para hacer un juego con las miradas y establece dos puntos de tensión en cartel cruzados por una diagonal que se cruzan en el centro geográfico mismo de la obra. Pero a pesar de este juego de líneas simuladas que le dan mucho equilibrio y quietud al diseño, de colores planos  pero con remarque de las facciones más importantes del rostro, e incluso algunos juegos como el de la barba que apuntan hacia abajo ( a la tierra) y espinas señalando el camino hacía el cielo, o el leve movimiento en la boca de la Esperanza que algo quiere decirle al hijo... ofrece un cartel con un mensaje claro, sencillo, limpio y entendible: Un Encuentro tierno de Madre e Hijo, un Encuentro de Jesús sangrando, gimiendo, exhausto, roto y hundido... pero mira a su lado y halla a su Madre luz de Esperanza. Mamá está contigo, Jesús está contigo hasta el final.  Un instante solo, una mirada sola, pero ninguna duda.