lunes, 11 de diciembre de 2017

20 años de Inmaculada




Inmaculada Concepción de Mataró, 2017

El 22 de noviembre de 1993 llegaba a Mataró una virgencita de la mano del entonces Hermano Mayor de la Germandat Jesús Captiu i Nostra Senyora dels Dolors y la ofreció en venta a la Hermandad, que ansiaba poder tener y rendir culto a una imagen de Nuestra Senyora de la Esperanza.

La Hermandad de Ntro. Padre Jesús Nazareno hacía ya 6 años que estaba fundada y seguía el modelo de las hermandades del Sur, y de forma más concreta el estilo de la Roda de Andalucía. Se alejaba de las premisas, estilos procesionales y esencia mataronina de la antigua Reial i Pontífex Confraria de Jesús Natzaré de Santa Anna creada en el s.XIX, o de la Confraria de Jesús Natzaré que se impulsó después de la Guerra Civil hasta finales de los años sesenta. La imagen de esta última cofradía procesionó pero, en Sant Andreu de Llavaneres y también los primeros años en las recuperadas procesiones mataroninas a partir de 1987.

1996 Cambio de Casa Hermandad
Siguiendo el modelo del Sur, una Santísima Esperanza era la imagen que se buscaba. A pesar de estar en plena expansión en el barrio de Cerdanyola y creciendo como Hermandad se optó por esta imagen para empezar a caminar y recuperar esta devoción, que también había sido presente antes de la desaparecidas procesiones y también en la antigua ermita de la Mare de Déu de l'Esperança.

Inicialmente se explicó un relató que la imagen era proveniente de un convento de Iznajar. Incluso se buscó el paralelismo con las vírgenes populares de finales del s.XVII con multitud de representaciones en Andalucía, Extremadura y la zona italiana de Venecia. A pesar del romanticismo de este relato, años después se supo que no tenía fundamento y que era simplemente una interpretación incorrecta de la historia.

Realmente la imagen si que era antigua; sumaba un centenar de años pero era originaria de la década de 1890 con un acento popular barcelonés y que fue adquirida por Manuel Castells en un brocanter, quién después la vendió y de ahí dio vuelta la imagen. 

Así pues la Hermandad ya tenía una imagen que fue muy bien acogida en la Casa Hermandad de la Calle Rosellón ( antigua Casa Hermandad) y fue bendecida el 18 de diciembre, día de su festividad y de la Santa Esperanza en la parroquia de María Auxiliadora.

A pesar que era claramente una imagen capipota Inmaculada, los deseos de una Esperanza hicieron que fuera ataviada con  las características típicas de una imagen de Pasión Esperanza.

Su primera salida procesional fue con motivo del cambio de la Casa Hermandad en 1996 siendo portada por un grupo numero de mujeres que se iban turnando en el corto recorrido de la calle Rosellón.

Al año siguiente ya fue ataviada en tanto que Esperanza. Su media luna en los pies, el sol naciente y sobre una bola del mundo, así como su mirada... denotaba la inspiración popular y la influencia de esta advocación en la imagen. Así en 1997 fue vestida por primera vez como Inmaculada Concepción y se le erigía un pequeño altar en la nueva Casa Hermandad.

La venida de la nueva Imagen de Ntra. Sra. de la Esperanza, obra inicial de Martín Richarte ayudaron también en este cambio lógico.

Se comenzó así a celebrar vigilias en honor a la Santísima Concepción de María y ese mismo año 1997 se empezaba una corta procesión por las calles del barrio de Cerdanyola a manos de la Hermandad y de la comunidad parroquial.

En 2005 se apreció que era una centenaria imagen y necesitaba una urgente restauración, sin alterar su mirada, mejillas aniñadas y boca apiñonada  que según se mira sonríe  o muestra seriedad.  Su estatura menor a las Imágenes de Pasión, hizo que cariñosamente fuera etiquetada como " La Virgen Chica".  En los diferentes llamadores ( revista de la Hermandad desde 1994), se recogen diferentes poemas y poesías dedicados por personas anónimas a esta Virgen.

Hoy, ya en 2017 se cumplen 20 años de este caminar con diferentes cambios en la vestimenta de la imagen, la acogida de esta procesión y Virgen.
¡Qué sea por muchos años más! Gracias Madre. 

A continuación os adjuntamos una serie de imágenes dónde se puede apreciar las diferentes procesiones y cuadrillas que han participado en estos  últimos años.





2017
2017




2017

2017


2016


2016
2016
2015


2015

2015

2015
2014
2013
2012
2012
2012
2011
2010
2010
2010
2009

Lotería del Niño


Como cada años, después del puente de la Inmaculada Concepción, la Hermandad pone a disposición la lotería del Niño para estas Navidades.

Su venta está disponible en la Casa Hermandad por las tardes de 18:00 a 20:30 horas en la Calle Rosellón 12-14, así como en los comercios y colaboradores habituales.

Mucha suerte.

domingo, 10 de diciembre de 2017

Postal navideña de Hermandad.


La Hdad. Ntro. P. Jesús Nazareno y Ntra. Sra. de la Esperanza les desea unas Felices Fiestas.
 
Este año el motivo de la postal navideña es un pesebre infantil con figuritas de playmobil. En ella se aprecian como un grupo de niños y niñas se acercan a Belén. Siguiendo la estrella que alumbraba la indicación dónde había nacido el Hijo de Dios, y que también indicó el camino a los magos de oriente, pequeños y pequeñas van a adorar al recién nacido y a anunciar la Buena Nueva.  Igual que los chicos y chicas de la Diputación Infantil de nuestra hermandad que abren el camino al futuro y disfrutan de este presente celebrando la Navidad en familia  y hermandad.
 
La imagen está montada en el turó de Onofre Arnau, dónde se elevaba hace 500 años el Castell de Mata.

sábado, 9 de diciembre de 2017

20 años de la Festividad de la Inmaculada Concepción



El di a8 de diciembre se celebra la festividad de la Inmaculada Concepción de María. Cómo hace ya numerosos años, nuestra Hermandad organiza, junto a la parroquia de María Auxiliadora, una vigilia, celebración de la Eucaristía y Procesión en honor a esta advocación mariana.
 

Entrada a la calle Rosellón
La Hermandad acogió esta imagen en 1992 y desde 1997 procesiona por las calles del barrio de Cerdanyola. Es una talla de arte popular barcelonés, realizada en el contexto del incremento de la religiosidad popular catalana de la década de 1890, y que ha llegado a nuestros días superando los tiempos convulsos de la Barcelona del siglo pasado.
 
Aunque no se aprecia externamente al estar vestida, conserva en sus pies el momento del apocalipsis que muchos autores del s.XVI pusieron de moda, como es estar encima de la bola del mundo, junto a una media luna y de la que surge un gran sol naciente.
 
La Procesión empezó después de la celebración de la Eucaristía, que este año se adelantó unas horas en relación a años anteriores. El frio y viento acompañaron en determinados tramos y recordó que aunque sea una procesión de Gloria y Alegría, estamos en pleno mes de diciembre y de Adviento.

Salida de la parroquia de María Auxiliadora

La salida de la parroquia, como siempre, le dio un tono de atención y complejidad a la salida, pero los sones de la Agrupación Musical Costaleros de Castelldefels al comenzar con la Marcha Real - dedicada a la Reina de los Cielos- y con Costaleros del Amor, fueron entrando en sintonía con la procesión.  Armoniosas marchas pero, que no fueron aplaudidas por el público asistente hasta entrar en calor ya que las manos se conservaban en los bolsillos por el frio y la mirada atenta a la Virgen Inmaculada. Aún así la embriaguez de los sones y la voz del capataz le daban esa característica particular del procesionar de hermandades del Sur, con una gran devoción popular.
 
Un sequito de niños y niñas de la hermandad también estuvieron presentes, como siempre, acompañando y disfrutando también de la procesión, siendo ellos partícipes y delanteros de la misma.

Entrando a la calle María Auxiliadora

Detrás de la Cruz de Guía miembros de la Confraria de la Coronació d'Espines, del Sant Crist de la Bona Mort y de la Confraria del Sant Sepulcre de Mataró, acompañaron la procesión y denotaron la unión de las cofradías y hermandades de la ciudad ante una devoción y expresión pública de fe con tanta tradición y belleza.
 
Mossèn Jordi Illa después de oficiar la Santa Misa, estuvo presente a lo largo de todo el recorrido y dirigió la oración en la Casa Hermandad.
 
También hubo un momento para el recuerdo en la primera levantá, dedicada a Mario García, capataz de la Virgen, que estos días está atravesando unos malos momentos de salud. Un fuerte abrazo.
 
 Al llegar a la parroquia hubo un momento de zénit y de atención, como suele suceder en los finales de procesión. Se junta el momento de despedirse, pero el recuerdo y la presencia de María siempre está vivo, la Agrupación Musical interpreta una música emotiva, los portadores se concentran y el resto de la hermandad se deje llevar. Bello momento de recogida y de continuar.
 
Por 20 años más, y los que nos deparen, buen camino, buena Fiesta de la Inmaculada Concepción.
 
Podreís ver el reportaje fotográfico completo aquí.
 
Mn. Jordi Illa acompañando la procesión en todo momento.



Detalle de una rosa blanca, símbolo de pureza

María, reina de los cielos
 
Mirando la subida de la calle Rosellón.

Los pequeños atentos al paso.

El vice-Hermano Mayor dirigiéndose a los presentes en la Casa Hermandad

Entrada la parroquia del paso
María, tan presente en Cerdanyola en diferentes advocaciones
Esperando la llegada del paso a la parroquia.
Los pequeños de la Hermandad acompañaron a María toda la procesión.
 
Agrupación Musical Costaleros de Castelldefels

La Agrupación Musical Costaleros de Castelldefels aportando sus sones

Detalla de un miembro de la AM. C. de Castelldefels.


Foto de Familia de los portadores de la Inmaculada.